Descubre como curar la depresión

Dile adiós a la depresión

La depresión es una enfermedad psíquica caracterizada por un estado de profunda tristeza y abatimiento. Suele acompañarse de otras manifestaciones como ansiedad, desinterés, pesimismo y trastornos somáticos.

Tiene múltiples orígenes, en la que intervienen un desequilibrio entre determinados neurotransmisores del sistema nervioso central, factores genéticos predisponentes, factores socioculturales y ambientales, así como factores desencadenantes (enfermedades orgánicas, traumas psíquicos o estrés).  Esta enfermedad afecta con mayor frecuencia a las mujeres que a los hombres.

Es una de las enfermedades más frecuentes en nuestra sociedad. Del 10 al 15 por ciento de la población padece depresión en algún momento de la vida adulta.

Sintomatología:

  • Tristeza injustificada o desproporcionada.
  • Disminución de la capacidad de concentración.
  • Ansiedad y sentimiento de temor.
  • Irritabilidad.
  • Pesimismo, sentimientos negativos.
  • Insomnio.
  • Trastornos digestivos (diarrea, estreñimiento).
  • Disminución de la libido.
  • Dolor de cabeza frecuente.

 

Si la enfermedad no se trata adecuadamente, lo más probable es que siga su curso y lleve al enfermo a encerrarse en sí mismo, aislarse y perder todo interés por el mundo que le rodea, con lo cual puede llegar incluso a una conducta autodestructiva y suicida.

 

Tratamientos alternativos:

 

Fitoterapia

– Hipérico, flores (Hypericum perforatum L.)

Propiedades. Acción antidepresiva, tranquilizante suave, antiséptica y relajante de los espasmos.

Preparación y uso. Infusión: 15 a 30 g/l, tres o cuatro tazas al día.

Dietética

Algunas deficiencias nutricionales se han relacionado con la depresión. Vitaminas como la tiamina, niacina, piridoxina, ácido fólico y cobalamina, suelen estar desequilibradas durante la depresión, así como los neurotransmisores dopamina y serotonina. El propio estado depresivo puede perturbar el normal comportamiento alimentario, amenazando de esta forma el equilibrio nutricional.

Relajación

Son muchos los síntomas que acompañan una depresión, sea ésta de origen psicosomático o puramente fisiológico. Paralelamente a la terapéutica con que se trate la depresión, practicar yoga puede ser de gran ayuda, así como la meditación diaria.

 

Homeopatía

Se recomiendan 5 g/l tres veces al día a la potencia 30c 

Arsenicum album: Depresión ansiosa, con agitación, sobre todo por la noche. También, preocupación por la muerte.

Aurum metallicum: En caso de depresión con falta de entusiasmo por un proceso de envejecimiento o deterior que puede llevarle a ideas sobre el suicidio. Irritable, colérico e intolerante.

Graphites: Tristeza, lentitud y angustia, normalmente en persona obesa y con tendencia persistente al estreñimiento.

Kalium phosphoricum: En el caso de personas con problemas afectivos o decepciones sentimentales. También en depresión por fatiga intelectual.

Lachesis: Depresión en el contexto de menopausia o alcoholismo. Irritable y colérico con fases de depresión cíclica.

Lycopodium: Depresión por falta de confianza en si mismo. A nivel orgánico hay una polaridad hepático-vesicular, renal (litiasis) y prostático.